Volvió a repuntar el consumo de cemento en el Chaco y lideró a nivel nacional en mayo

El consumo de cemento en el Chaco durante mayo fue por un total de 23.670 toneladas, incrementándose un 58,1% respecto al mismo mes del año anterior. El dato más significativo se da al analizar el desempeño contra el mes anterior: respecto a abril, creció un 17,1%, siendo la provincia con mayor alza en un contexto donde solo dos tuvieron subas de esta índole.

En el mes de análisis, el consumo total de cemento a nivel nacional creció un 34,8% interanual, registrando un total de 874.188 toneladas. Este incremento (menor al que se venía dando) se logró en parte gracias a la baja base de operaciones del año anterior. En este marco, el consumo de cemento en bolsa se incrementó apenas en un 5,9%, pero el cemento a granel creció 141,4%. Aceleración de proyectos de obra pública y congelamiento de proyectos pequeños y medianos de índole privado explican estos resultados.

Sin embargo, la nota negativa se da en la comparación contra el mes anterior: tuvo una retracción 7,8% contra abril 2021, siendo el segundo mes consecutivo con descensos, quitándole velocidad a la recuperación en este sector, que se venía dando a ritmos importantes. De hecho, mostró el segundo menor volumen de consumo en lo que va del año. La situación de descenso mensual a nivel nacional se vio aún más marcada al observar por jurisdicción: salvo dos distritos, el resto cayó.

En el acumulado del año, el consumo total de cemento en el país registra un alza del 50,8%, explicado por los altos incrementos producidos entre enero y marzo.

Resultados de la provincia del Chaco

El consumo de cemento en la provincia del Chaco durante el mes de mayo 2021 fue por un total de 23.670 toneladas y su comportamiento estuvo a contramano de la mayoría de las provincias del país. En primer lugar, dicho volumen de consumo es el más alto de la provincia en lo que va del 2021 y el mayor desde octubre 2020, demostrando así su buen ritmo de crecimiento.

En la comparación contra el mismo mes del año anterior, se observa un aumento del 58,1%, siendo el quinto más alto del país, y de este modo el Chaco acumula ya once meses consecutivos de alzas interanuales (la última vez que tuvo caída fue en junio de 2020). En la comparación regional, fue la provincia de mayor suba.

Por su parte, el dato más importante del mes de análisis tiene que ver con su comparación mensual: la provincia retomó la senda de crecimiento y registró una suba del 17,7% respecto a abril, siendo la más alta de todo el país, en un escenario donde dos provincias (Chaco y Neuquén) tuvieron alzas, dándole así aún más relevancia a este desempeño.

Finalmente, el tercer aspecto comparativo a analizar tiene que ver con el consumo de cemento acumulado de los primeros cinco meses del año (enero a mayo 2021 vs mismo período del año 2020): en este punto, el Chaco se ubica como la provincia con el tercer mayor alza del país, gracias a los buenos resultados, particularmente, de enero a marzo y el repunte de mayo. El incremento acumulado en el caso chaqueño es del 76,1%, bastante por encima de la media nacional (50,8%).

Las razones detrás de esta buena performance del Chaco en términos globales tienen que ver, por un lado, con un piso de comparación bajo (la actividad estuvo contraída durante los primeros meses del 2020), pero aún más, y ya en lo relativo a lo propiamente sucedido en este año, por la aceleración de obras de carácter público y por el vuelco de privados al gasto en pequeñas y medianas obras (tales como refacciones y ampliaciones).

Lo anteriormente dicho se confirma al observar el comportamiento de los consumos según el tipo de envase: el cemento en bolsa (mayormente, aunque no exclusivamente, vinculada a obras privadas de menor magnitud) tuvo un crecimiento en términos mensuales del 13,1%, siendo el más alto del país y en un contexto donde apenas dos provincias tuvieron alzas (la otra es La Pampa); a su vez, el cemento a granel (mayormente vinculada a la obra pública), creció contra abril 2021 un 32,3%, la segunda mayor suba del país detrás de La Rioja.

Ya en términos interanuales, se mantiene la tendencia que se observó en los meses previos: el cemento en bolsa creciendo a un ritmo moderado (+32,5% en este caso) y el cemento a granel con altos incrementos (+232,5% en mayo). Esto último se explica, en parte, por el hecho de que en los primeros meses del 2020 el consumo a granel estuvo muy retraído, pandemia de por medio. Como el cemento en bolsa participa de la mayor porción en el total del volumen (73,1% del total), sus desempeños en el que marca en mayor medido el comportamiento del volumen total, pese a los enormes incrementos del cemento a granel, producidos por lo anteriormente explicado.

Resultados en las provincias para mayo 2021

Observando hacia dentro de las jurisdicciones, la primera novedad se da en al analizar el desempeño interanual: mientras que en abril las 25 jurisdicciones relevadas (la provincia de Buenos Aires se divide en GBA y resto de provincia) habían registrado crecimiento (a partir, sobre todo, de la baja base comparativa), en mayo son dieciocho las que registraron subas y otras siete sufrieron descensos.

En ese marco, la jurisdicción que tuvo la mayor expansión en el consumo de cemento fue la CABA (+123,6%), a partir de una muy baja base comparativa (entre marzo y junio 2020 había tocado pisos de consumo); en segundo lugar, se ubicó Tierra del Fuego (+109,2%) y el Gran Buenos Aires (+68,9%) completa el podio. Estos últimos dos casos, con una situación similar a la explicada para la CABA.

Otras tres jurisdicciones (Córdoba, Chaco y resto de provincia de Buenos Aires) tuvieron alzas por encima de la media nacional; al tiempo que otras doce lo hicieron por debajo de ese nivel.

En el otro extremo, de las siete provincias que registraron caídas, Santiago del Estero (-22%) y Santa Cruz (-18,5%) experimentaron las más altas; y Formosa se suma al top 3 pero con una importante brecha (la caída fue del 9,9%).

La otra novedad del mes viene de la mano de la comparación mensual, algo que ya se adelantó previamente. Respecto a abril 2021, apenas dos provincias mostraron alzas en sus consumos de cemento: Chaco (+17,7%) y Neuquén (+5%), mientras que el resto observó retrocesos. En este punto, es importante destacar como retrocedieron los resultados provinciales: en marzo, 24 de las 25 jurisdicciones habían mostrado alzas mensuales; en abril, fueron 9; y ahora, solo 2.

Entre las 23 jurisdicciones con caídas, once lo hicieron en un menor ritmo que la media nacional y doce en un nivel mayor. Entre estas últimas, Santa Cruz y Santiago del Estero sufrieron las retracciones más importantes (-46,7% y -33,8%, respectivamente), y al igual que se dio para la comparación interanual, son las dos provincias con los peores resultados del mes.

Adentrándonos ya en la comparación de comportamientos subnacionales en el acumulado del año (enero a mayo 2021 contra igual período 2020), todas las jurisdicciones muestran resultados positivos, explicados sobre todo por las alzas experimentadas entre febrero y abril producto de la baja base de comparación.

El podio de provincias con mayores incrementos está conformado por Tierra del Fuego (+91,9%), Córdoba (+81,2%) y Chaco (+76,1%), y otras cuatro jurisdicciones crecen por debajo de ellas, pero por encima de la media nacional (50,8%).

Entre las dieciocho jurisdicciones con crecimientos por debajo de la media nacional, Chubut (+17,3%), Santa Cruz (+17,6%) y Salta (+19,8%) registran los avances más débiles, siendo las únicas cuyas subas fueron inferior a los veinte puntos porcentuales.

Fuente: Politikon/ChacoTV